El minuto de silencio

Soy concejal. Y cada día me siento más y más culpable de la inútil forma que tenemos los políticos de mostrar nuestro rechazo a cualquier tipo de violencia machista. No es suficiente. No es la solución. Ni siquiera ayuda un poco. Durante el terrible minuto, se me van y se me vienen los colores, me siento rabiosa, impotente, se me forma un nudo en la garganta, me da hasta vergüenza, propia y ajena

Dogmas machistas: La brecha salarial no existe

Explicación de la brecha salarial. El sexismo como fallo del mercado. ¿En qué se apoyan para negar existencia de la brecha de género? En que hay leyes que prohíben la discriminación salarial. Ya, claro, y también hay leyes que prohíben la corrupción, ¿significa eso acaso que la corrupción no existe? Uno de mis argumentos favoritos para negar la existencia de la brecha salarial es el siguiente: Si las mujeres realmente cobraran un 20% menos, entonces las empresas sólo contratarían mujeres y así tendrían más beneficios. Si no lo hacen es porque no hay brecha salarial. En teoría parece lógico, ¿verdad? Solo que se apoya en una serie de premisas que no se dan en el mundo real